SENEGAL
MEDIOAMBIENTE
Enciende una luz en Ndokh

OBJETIVO DEL PROYECTO

Millones de personas en el mundo carecen de acceso a la electricidad, especialmente en zonas rurales de África, Asia y América Latina, y resolver este problema implica soluciones basadas en energías renovables. Senegal, es el país con más horas de insolación al año, por lo que la solar fotovoltáica se impone como la mejor solución.

"Enciende una luz en Ndokh” es un proyecto de ayuda al desarrollo cuyo objetivo es aprovechar la energía solar en Ndokh.

¿Cómo es Ndokh?

Ndokh es un pequeño poblado de 470 habitantes en la región de Fatick (Senegal), que se distribuyen en treinta y siete unidades familiares bastante aisladas entre sí.

CC ONG Ayuda al desarrollo, a través de su Delegación de Huesca, realizó en 2012 la identificación del proyecto, comprobando que colocar pequeñas instalaciones solares en cada una de las unidades familiares es viable, técnica y económicamente.

¿Por qué energía solar fotovoltáica?

Senegal, es el país con más horas de insolación al año, por lo que la solar fotovoltáica se impone como la mejor solución.

OBJETIVOS DEL PROYECTO

Objetivo general: 

  • Satisfacer las necesidades básicas de la población, contribuyendo a la mejora en las condiciones de habitabilidad a través de la electrificación de las viviendas. 
  • Objetivos específicos: 

  • Electrificación con energía solar fotovoltáica de diecisiete unidades familiares en la comunidad, mediante instalaciones individuales. 
  • Capacitación de dos personas para el mantenimiento de las instalaciones. 
  • Realización de jornadas informativas y de sensibilización ambiental sobre el uso responsable y eficiente de la electricidad. 
  • DESARROLLO

    En la primera fase se abasteció de energía eléctrica a doce unidades familiares.

    En agosto 2012 se colocaron 6 equipos solares en el poblado, de esta manera se consiguió dar luz a diversas viviendas y la posibilidad de cargar móviles y otros aparatos, facilitando considerablemente la vida de los residentes.

    Estos seis equipos abastecieron a un total de 88 personas que suponen un 18% de la población.

    En diciembre se instalaron cinco equipos, para unos 100 habitantes. Con esto se quedó terminada la primera fase del proyecto, de la que se benefició un 40% de la población

    Para acometer la segunda fase, se estableció un plazo mínimo de seis meses para observar el funcionamiento de las instalaciones, su idoneidad, y la respuesta de los usuarios.

    El potencial de la electrificación en las zonas rurales

    En la tercera fase, se realizaron el resto de instalaciones solares hasta completar treinta y siete unidades familiares.

    Se han cubierto necesidades básicas de iluminación y carga de aparatos a 12V. En tres viviendas se han instalado inversores para poder cargar aparatos a 220V y dar servicio a toda la comunidad.

     

    OBJETIVO CUMPLIDO

    Tras completar las últimas instalaciones de electrificación de viviendas, y realizar la evaluación global del proyecto, así como convocar jornadas de sensibilización y buenas prácticas entre los usuarios; 500 personas disponen ya de electricidad en sus hogares.

    Se han conseguido con éxito todos los objetivos marcados y los habitantes de Ndokh disfrutan de los beneficios de las instalaciones:

  • Los niños pueden hacer sus tareas escolares por la noche.
  • Las mujeres pueden trabajar más cómodamente en la cocina.
  • Hay menos serpientes y escorpiones o son más visibles mejorando la seguridad de los hogares.
  • Se ha reducido el consumo de pilas, baterías y bombonas de gas, disminuyendo sus residuos y aumentando el ahorro de las familias.
  • Propuesta de gestión de residuos solidos urbanos y sanitarios en Toucar
    © 2017 CC ONG Ayuda al Desarrollo | Aviso legal y política de privacidad